SOMETHING WICKED THIS WAY COMES...

22 de marzo de 2013

El Hobbit - J.R.R. Tolkien

(Dark Heart entra al escenario, caminando pesadamente con sus nuevos pies gigantes. Saluda.)

DH: ¿Qué hay, nueceros? ¿Os gusta mi nuevo look? Es lo más en La Comarca en este momento. Y el pelo sintético en el empeine parece tan realista...

M: ¡Ya estoy aquí! ¡Ya estoy aquí! (entra a escenario precipitadamente agarrando el yelmo con cuernos que lleva en la cabeza para evitar que se caiga.) Perdona la tardanza.

DH: Beowulf, vete a casa. Te equivocas de reseña.

M: Podría ser peor. Podrías haberme comparado con Viki el vikingo. Para tu información, voy disfrazada de Dovahkiin. La tienda estaba a punto de cerrar y era esto o Darth Vader. El de “Sangre de dragón” se asemeja más al disfraz que tenía en mente. El de Smaug, por supuesto.

DH: ...De pronto no me siento nada friki. Así que vayamos directas al grano: nos hemos leído El Hobbit.

M: Otra vez. 

DH: Pero lo hemos disfrutado más ahora. Al menos, yo lo he hecho. Quizá porque sabía lo que me iba a encontrar.

M: Así es. A veces los libros decepcionan no porque sean malos o no te gusten, si no porque no son lo que esperabas. Yo lo leí por primera vez buscando otro Señor de los Anillos. No lo es. No tiene ese tono serio de las grandes aventuras épicas ni esos héroes casi predestinados que cargan sobre sus hombros con el destino de todo un mundo. Con esta relectura, superadas las expectativas frustradas, he redescubierto una historia maravillosa que había empequeñecido por no haberlo leído en el momento y con el ánimo adecuado. 

DH: De hecho, Tolkien lo escribió como un cuento para sus hijos. Así que no hay mucha seriedad. Pero empecemos por el principio... Lo que nos ha llevado a leerlo otra vez, fue el reto Recorriendo la Tierra Media, organizado por Raistlin de Torre de Hechicería. Ahora sí… ¡Dentro ficha técnica!
El Hobbit
Tomo único
The Hobbit J.R.R. Tolkien |
Minotauro | AE: 2005  AP: 1937
ISBN: 9505470630 | 320 págs.


Smaug parecía profundamente cuando Bilbo espió una vez más desde la entrada. ¡Pero fingía estar dormido! ¡Estaba vigilando la entrada del túnel! Sacado de su cómodo agujero-hobbit por Gandalf y una banda de enanos, Bilbo se encuentra de pronto en medio de una conspiración que pretende apoderarse del tesoro de Smaug el Magnífico, un enorme y peligroso dragón...

O P I N I Ó N   P E R S O N A L

M: “En un agujero en el suelo, vivía un hobbit.” Supongo que muchos reconoceréis esta frase. Así es como empieza la historia, y no se me ocurre una forma mejor de comenzar con la reseña. Porque eso es lo que es al principio Bilbo Bolsón. No es un Saqueador, ni un aventurero, ni el Ganador del Anillo, ni el Jinete del barril. Es un simple hobbit que vive en un agujero y disfruta de los pequeños placeres de la vida. Tal vez demasiado. Seguro que sus pulmones no aprecian el tabaco tanto como él.

DH: Este libro podría inducir a una generación entera al tabaquismo. Sobre todo porque mola mucho cómo Gandalf hace anillos y formas con el humo. Y es Gandalf, precisamente, el que aparece para arruinar la calmada vida de nuestro protagonista. El mago y... bueno, 13 enanos que entran a su casa como si fuera parte de sus túneles. Y le rompen la vajilla al pobre señor Bolsón.

M: En realidad, no se la rompen, solo amenazan con hacerlo. Es lo que hago yo cuando alguien me invita a su casa. Me pongo a canturrear cosas sobre desportillar vasos, destrozar platos y desafilar los cuchillos.

DH: Y luego pasas la noche allí. Recuérdame que no te abra nunca la puerta. Además, me temo que tú nunca me prometerías un poco de tu tesoro ancestral a cambio de que te hiciese de ladrona y me fuese contigo de aventura.

M: Por supuesto que lo haría. Nunca me iría a intentar robarle un tesoro a un dragón sin ti. ¿Qué clase de amiga crees que soy? ¿Vee de Hush, hush?

DH: Es lo mínimo, sí. No te perdonaría que luchases con trolls o abusases de la hospitalidad de Elrond sin mí. Por no hablar de que como te metas en un barril y no me dejes uno libre para mí, esta amistad está terminada

M: Por un momento había ignorado la palabra hospitalidad y te iba a decir que yo respeto mucho a Elrond. Me consta que es un elfo muy virtuoso. En fin, el caso es que Gandalf (que aún es Gris), Bilbo, Thorin, Dori (que aún no había oído hablar de Nemo), Ori, Nori (no confundir con cierto cordero que lava la ropa), Gloin (padre de Gimli), Oin (onomatopeyas las justas), Balin (el que yace en Moria), Bombur, Bofur, Bifur, Dwalin, Kili y Fili se van de parranda por la Tierra Media. A vivir aventuras, por lo visto. 

DH: Admítelo. Has mirado por el libro. No me creo que te los sepas de memoria.

M: He tenido que buscar a Dwalin. Siempre me olvido de él. Pero creo que a Tolkien también le pasaba, así que no hay problema.  

DH: No sé por qué tuvo que poner 13 enanos. Sí, ya sé que catorce es el número de la suerte, supuestamente, pero Tolkien bien podría haberse inventado otro. Uno que se escribiera con una sola cifra. Ya sabes lo que dicen, al fin y al cabo: en una aventura de estas características, dos son compañía, tres son multitud y catorce una oportunidad de jugar al tiro al blanco.

M: Hay que reconocer que, pese a que Tolkien suela centrarse en unos pocos, al final demuestran ser necesarios. En cuanto a los nombres, sí, son un poco confusos. Demasiadas similitudes entre unos y otros. Yo a veces, con la tontería, hasta añado enanos: Bori, Bili, Kali… Tyrion.

DH: ...Te has colado. Ese es de otro libro. Aunque si te paras a pensarlo, molaría mucho mezclarlos. A lo mejor Smaug se descubría como un antecesor de Daenerys o algo.

M: Su primo cuarto por parte de madre. Pero volvamos a los personajes que sí salen en El Hobbit. Hablemos de Gandalf el Gris. Creo que ese epíteto no le hace justicia. Debería llamarse Gandalf el Troll, porque en este libro su nivel de despreocupación y sus ganas de meter en líos a los demás llega a límites insospechados. 

DH: Lo que quieres decir es que el tío tiene un morro que se lo pisa. Desaparece y aparece a su antojo, y aún por encima va de gran mago. En El señor de los anillos lo recuerdo más serio. Se nota que este es un cuento y Tolkien tiene un humor muy inglés.

M: Un humor que me encanta y que acompaña con situaciones inverosímiles en las que Bilbo tiene que hacer gala de todo su ingenio para sacar a los enanos del aprieto. Además, el narrador hace numerosas apelaciones al lector, como invitándole a formar parte de la historia, lo que acentúa su condición de cuento infantil. Ahora bien, llega un momento en el que la narración adquiere una gravedad más propia de El Señor de los Anillos.

DH: Como sabéis, Tolkien era un veterano de guerra. Algunos dicen que la experiencia lo dejó un poco tocado de la cabeza. Puede que sí. Sea como sea, en la batalla final, vemos que hay cierta... evidencia de cómo se sentía el autor en esos momentos.

M: Podemos verlo por ejemplo en esta cita:

"Fue una batalla terrible. Bilbo no había pasado nunca por una experiencia tan espantosa, y que luego odiara tanto, y esto es como decir que por ninguna otra cosa se sintió tan orgulloso.”

Además, hay ciertos momentos en el que parece relacionar a los trasgos con los alemanes, como cuando dice que han inventado algunas máquinas que desde entonces preocupan al mundo, en especial aquellas que matan enormes cantidades de gente. Sin embargo, el siempre negó que sus novelas tuviesen un sentido alegórico, así que es pura especulación.

DH: Pero bueno, no estamos aquí para hablar de cosas serias. Así que pasamos a otro grupo de personajes que nos ha llamado la atención: los elfos.

M: He de decir que, salvo excepciones, la mayoría de los elfos de El Hobbit son un poco lerdos. Se pasan el día cantando, bebiendo y burlándose de la gente… Sospecho que más de uno, alegando que es para uso medicinal, se ha fumado media plantación de athelas. 

DH: Sin duda, son muy poco serios. Incluso a Elrond hay que perderle parte del respeto. Y... no es por nada, pero Tolkien llama a los elfos del Bosque Negro "retrasados". De acuerdo, puede que no con esas palabras, pero más o menos...

M: Bueno, tampoco es para tanto. Seguro que si saliera Legolas tu disgusto sería mayor. Pero pasemos de los elfos y centrémonos en un personaje muy importante. Uno que destaca sobre los demás pese a salir solo en un capítulo. Hablo, por supuesto, de Gollum.

DH: Yo creo que es un visionario de la cocina, comiendo sushi en un mundo en el que ni siquiera hay japoneses. Si abre un restaurante se forra... Pero supongo que te refieres al asunto del anillo, más que a sus hábitos alimenticios.

M: En realidad, me refería a su gran atractivo, con esos ojos como pelotas de tenis, la piel gris descompuesto y su encantadora sonrisa… Por supuesto que me refiero al asunto del anillo y los acertijos. La primera vez que leí el libro, recuerdo haber intentado adivinarlos. No lo conseguí.

DH: Pues yo sí que había adivinado alguno... pero recordarlos esta vez ha sido una cosa de la que me siento especialmente orgullosa. De todas formas, yo soy Team Gollum: "¿Qué tengo en el bolsillo?" no es un acertijo. Son ganas de jorobar.

M: A mí me parece una pregunta legítima. ¿No quería acertijos? Pues que apande, haberlo pensado antes. 

DH: Es como si te digo: del uno al cuatro millones, ¿en qué número estoy pensando? Es trampa, señores. Bilbo es un tramposo y quiero que se tenga en cuenta en el juicio. ¡Justicia para el Gollum oprimido!

M: El 569852. La verdad es que yo nunca fui capaz de sentir simpatía o lástima por Gollum, aunque sea una víctima más del poder del Anillo.

DH: Mi tesooro... Yo, personalmente, no simpatizo con nadie en este libro. Miento. Me gusta el narrador. Es broma, Tolkien-adictos. Los personajes me caen bien. Y la historia, al fin y al cabo. Es una historia de aventuras, y, ¿quién no disfruta de una?

M: A mi uno de los que mejor me cae es Smaug porque me ha enseñado una lección muy importante: Nunca le enseñes el camino a tu corazón a nadie por simple vanidad. Ahora en serio, pese a su ego desproporcionado, es taimado y malvado, ¿cómo no va a gustarme? 

DH: Es como tú... Aunque hoy no te veo especialmente perversa. Pero mención aparte creo que merece el mundo que ha creado Tolkien. Aunque lo veremos más a fondo en las próximas lecturas del reto Tolkien, a mí me fascina este universo en el que es tan fácil sumergirse.

M: Eso es una de las cosas que más me gusta de él, su meticulosidad. Y las canciones, claro. Me encantan las canciones.


DH: En realidad te gusta todo de él, no nos mientas. Podrías hacer una tesis al respecto.

M: Aún me falta mucho que aprender… No sé cuál era el color favorito de Tolkien o su número de calzado. Pero sigamos con la reseña, antes de que diga algo que evidencie mi grado de obsesión malsana. Más aún.

DH: No hay mucho más que decir, a menos que quieras sacar tu vena friki... más, claro.

M: Podría mencionar la influencia de las Eddas nórdicas en la elección de los nombres y la leyenda de Sigfrido en… No, creo que por hoy ya me he dejado bastante en evidencia...

DH: Perfecto. Entonces, nos veremos en la próxima entrada, que será otra reseña. Esperamos no tardar una semana en prepararla, como nos pasó con esta.

M: Nos vemos en la próxima actualización.

V E R E D I C T O

8.5/10

Si quieres un buen libro, lee El Hobbit. Si quieres party hard vete con los elfos del Bosque Negro. Tienen athelas. If you know what I mean.

O T R A S  R E S E Ñ A S








P.D. Durante la realización de esta reseña ningún poney resultó herido. Tolkien no puede decir lo mismo de su libro.

17 comentarios:

  1. ¿Veis? Así de mucho, mucho me gustó el libro, que hasta lo releí. Y sigo sin ver la película. Debería mirármelo...

    ¡Abrazos ;)!

    ResponderEliminar
  2. ¡Quiero leerlo pero que ya! He visto la película y me encantó, y la novela lleva toda la vida cogiendo polvo en mi estantería, así que... Me encantáis, en serio, me he reído muchísimo con la reseña, sobre todo con la atractiva descripción de Gollum y con Nori y Dori :) ¡Un besazo!

    ResponderEliminar
  3. Gran reseña, qué risas xDD Me ha encantado lo de Gandalf el Troll y los elfos fumetas xD Muy cierto.

    Oh, y debo reconocer que estoy con Dark, Bilbo es un tramposo, eso no es acertijo xDDDD

    Ya sobre el libro en sí, sí que me parece que Tolkien hace una gran apología de la natureleza y la vida sencilla, reflejada en los hobbits, frente a la maquinaria bélica y tecnología pervertida de la que hacen gala los trasgos y los orcos, posteriormente. Y aquí termina la parte gafapasta del comentario xDDD

    Estoy deseando ponerme con los demás, aunque ahora estoy leyendo precisamente sobre uno de los enanos que comentáis, Tyrion xD

    Besos!

    ResponderEliminar
  4. "Nos hemos leído El Hobbit. Otra vez" Juajuajua, me declaro culpable xDD Pero, ¿y lo bonito que es, y lo que hemos disfrutado y lo maravilloso que es Tolkien? Lo siento, me pierdo. Me pasa como a ti Morrigan. Prosigamos.
    Dark está en lo cierto, la regla básica de la amistad establece que abusar de la hospitalidad de Elrond y no llevarte a tu amiga es de los fallos más grande imaginables. Bueno, tan solo superable por abusar de la de Thranduil. Ya me entendéis... xD

    Bien, sabed que, gracias a vuestros apuntes a los nombres de los enanos, que antes leía con fanatismo y adoración, ahora algunos tienen otra connotación, mucho menos seria. Eso sí, pagaría por ver a Kali como un enano más de la expedición.
    Sobre la seriedad... Bueno, yo recuerdo TODO más serio en El señor de los Anillos, quiero decir, no solo Gandalf, ¿y lo elfos borrachuzos qué?

    Mmmm, veamos, sobre lso acertijos, yo coincido con Morrigan en que me parece legítima, no haber preguntado. Aunque sí que es cierto que también em da mucha lástima como víctima del Anillo. Pero también es porque el Anillo tenía algo de maldad con la que trabajar. Es un personaje complicado y... me encanta :D
    Me ha encantado al reseña chicas. Grandes apuntes =)
    Me despido con una frase hecha, difundida por los enanos: "Que vuestro barriles estén llenos de paja y no huelan a manzana."

    ResponderEliminar
  5. Cuánta razón con lo de que a veces no vemos la grandeza de una novela por no leerla en el momento adecuado o cogerla con un humor determinado...

    ResponderEliminar
  6. Todos los libros hay que leerlos en el momento adecuado. Todos tienen su momento. Y en mi caso desde luego El hobbit lo leí en su mejor momento y lo releí también en su mejor momento. Me encanta este libro. Pero aún no he visto la peli...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  7. Podríais hacer una tesis sobre Tolkien XD En mi facultad hay, que yo sepa, tres profesores que han hecho sus tesis doctorales sobre Tolkien, y uno es miembro de honor de la Sociedad Tolkien Española, ha escrito libros, y participó en la adaptación del guión de El Señor de los Anillos. Tengo su carta de recomendación enmarcada, MUAJAJAJAJAJAJAJA.

    Gran reseña :D

    Me avergüenza decir que tengo 'El Hobbit' hipermegaultrapendiente, pero al menos me consuela saber que no estoy leyendo cualquier mierda en su lugar, sino "Anna Karenina" de Tolstoi xD

    ResponderEliminar
  8. Vuestra reseña desgrana bastante bien lo que sentí cuando leí el Hobbit, aunque sólo fue una vez y no tenía tantas expectativas como vosotras. =) Sin duda Gollum es el mejor personaje de todos, aunque sólo salga una vez (jo, me quedé con ganas de más y no me apetece leerme El señor de los anillos...). Muy graciosa también la aparición de los enanitos (con esos peculiares nombres jaja) y el oportuno Gandalf (que yo no conozco más que de este libro, así que me ha resultado curiosa vuestra comparación del carácter de este personaje en ambas historias).
    Besitos!

    ResponderEliminar
  9. Me encantaria leer este libro pero ya. Una fan de tolkien como yo tiene sus necesidades ^^
    besote chicas!

    ResponderEliminar
  10. :)
    No lo he leído, no me matéis, jejeje, lo que me leí con unos amiguetes fue la adaptación en comic, cuando tenía 14 años y de eso hace como 20 :S La verdad es que recuerdo perfectamente la parte de Gollum (será que yo también soy team Gollum, jejeje). Qué recuerdos me traen las portadas: 1-3 y soy lo peor, todavía no he ido al cine a ver la nueva, jejeje.
    Como no me resisto, de paso os dejo un clásico ;) Camino Moria
    Mil besos!!!

    ResponderEliminar
  11. Me gustó mucho El Hobbit, aunque tardé una eternidad en terminarlo jajaja. En algunos momentos se me hizo un poco pesado :( Pero el veredicto final fue que me encantó.

    ResponderEliminar
  12. Hola!! Leí el Hobbit hace....... bufff ni me acuerdo!!!! Me lo regaló mi hermana y al final se lo quedó ella!! Al final lo recuperé!!
    La película no se acerca al libro... prefiero mil veces el libro

    ResponderEliminar
  13. Seguro que puedes encontrar en la red cientos de críticas de ''El Hobbit'' serias, profesionales y pormenorizadas, pero sólo la vuestra es única.
    Felicidades de un Tolkiendili, éste blog es una joya.
    Namárié!

    ResponderEliminar
  14. si muy bueno y original(como siempre) que pasa con ustedes par de dos? ya van casi dos mese, por lo menos pásense a saludar

    ros

    PD. las quiero y las extraño, digan hola

    ResponderEliminar
  15. Está en mi lista de pendientes! cada día tengo más ganas! buen blog, me quedo como seguidora, échale un vistazo al nuestro!

    ResponderEliminar
  16. me estan dando ganas de leer algo de tolkien :D
    besos!

    ResponderEliminar
  17. Te encontré pasando de blog en blog. Soy fan de Tolkien y me ha gustado mucho tu reseña. Tengo ganas de ver ya la segunda parte de la película. :)

    Saludos! Nos leemos!

    ResponderEliminar

Déjanos tus opiniones, pensamientos, o amenazas de muerte. ¡Pero siempre con el debido respeto! Los comentarios que consideremos ofensivos o spam serán eliminados.